Logo Centro de Hipnosis Amets Especialistas en Psicología e Hipnosis Terapéutica

Inscrito en el Registro de Centros Sanitarios de la Comunidad Valenciana con el nº 12385

 

Esta web utiliza cookies propias, necesarias para el buen funcionamiento del sitio. Si pulsas "OK", o continúas navegando por esta web, entenderemos que aceptas el uso de las cookies.
Más Información

     

 

Algunos mitos sobre la Hipnosis

A pesar de estar sobradamente demostrados los beneficios de la hipnosis en el tratamiento de distintos síntomas o trastornos que afectan la calidad de vida de las personas, por desgracia la hipnosis ha estado más ligada al mundo esotérico, mágico y paranormal que al científico. Es por ello que se han creado una serie de falsas ideas y mitos en torno a ella, reforzados también por los bochornosos espectáculos de televisión y los hipnólogos de teatro.

Es por ello de suma importancia, desmitificar estas creencias erróneas para que las personas conozcan de verdad qué es la hipnosis y se puedan beneficiar de esta maravillosa técnica sin miedos ni prejuicios.

Pues bien, algunos de estos FALSOS mitos son:

*Sólo sirve para débiles mentales o de voluntad débil

FALSO. Culpa de la creencia en este mito es debido, en su mayor parte, a la práctica de la hipnosis de espectáculo. Esto es falso, de hecho, está científicamente comprobado que la inteligencia correlaciona en positivo con el trance hipnótico; es decir, a más inteligencia, más probabilidad de entrar en trance hipnótico.

*Puedo quedarme enganchado y no despertar

FALSO. Esta creencia la tienen personas con miedo, porque piensan que al entrar en trance hipnótico se van a algún otro lugar que no puedan regresar. Esto es probable que tenga que ver con las creencias de que la hipnosis regresiva te puede llevar a desdoblarte o viajar astralmente dudando de si podrá regresar. En cualquier caso, hay que aclarar que durante una sesión de hipnosis, si al hipnoterapeuta le ocurriera algo, el paciente transcurridos diez minutos sin escuchar la voz del hipnoterapeuta, despertaría y saldría por sí solo del trance hipnótico.

*Es una cosa diabólica

FALSO. Esta creencia la tienen sobre todo las personas mayores que piensan que la hipnosis guarda alguna relación con ritos satánicos o sectarios. Esto es totalmente falso. El uso de la hipnosis en la actualidad es con fines terapéuticos y no tiene en absoluto ningún vínculo ni con sectas ni con religiones.

*Pueden desvelar mis intimidades

FALSO. Se cree erróneamente que una persona bajo hipnosis está inhibida de sus facultades, sin tener en cuenta que absolutamente nadie puede sonsacar información de alguien en trance hipnótico, siempre y cuando esta persona voluntariamente no quiera contestar y mucho menos si va en contra de su código ético o moral. Por tanto, si el paciente no quiere contar algo, no lo hará. 

*Miedo a hacer el ridículo

FALSO. Este pensamiento es debido al mal uso que se hace con la hipnosis en ciertos espectáculos de teatro y televisión, en los que las personas no quieren salir voluntarias por miedo a que hagan algo ridículo. Como curiosidad, las personas que suelen presentarse voluntarias a este tipo de espectáculos son personas que les gusta ser el centro de atención. De cualquier forma, hay que distinguir entre la hipnosis de espectáculo y la Hipnosis Terapéutica.

*Pueden abusar de mí

FALSO. Una persona hipnotizada no es una persona inconsciente, al contrario sientes y escuchas, por tanto ni la persona más perversa podría abusar de alguien hipnotizado si con ello se interfiere en su código moral, código el cual es imposible romperlo bajo hipnosis. Por tanto, ninguna persona hipnotizada va a hacer nada que vaya en contra de sus principios éticos. Es más, si esto llegara a suceder, es decir, que se le ordene algo a alguien bajo hipnosis en contra de sus principios, esta persona despertaría, saliendo de inmediato del trance hipnótico.

*Se pierde totalmente la consciencia

FALSO. Este es uno de los mitos más extendidos, y como ya se ha dicho en el punto anterior, una persona hipnotizada ni está inconsciente ni está dormida. Uno tiene siempre consciencia sobre lo que experimenta. Pese a estar en profundo contacto con el subconsciente, la mente puede comentar, criticar y censurar. Tenemos siempre el control sobre lo que decimos. Es por ello que, muchas personas después de una sesión de hipnosis salen con la sensación de no haber sido hipnotizadas, por la razón que se han enterado de todo.

*La hipnosis es peligrosa

FALSO. La hipnosis no tiene en absoluto el más mínimo peligro, siempre y cuando la persona que la realiza sea un profesional cualificado que conozca y domine la técnica. Lo más peligroso que puede suceder durante una sesión de hipnosis, es que el paciente se duerma, y aún con todo, no sería impedimento para llevar a cabo la sesión. En todo caso, no existe riesgo alguno en dejarse hipnotizar por un profesional, ya que la hipnosis no es un juego, es una técnica muy potente. La hipnosis en malas manos es lo mismo que la medicina en manos equivocadas. Por tanto, si la hipnosis se realiza por personal cualificado y experto, es uno de los métodos más inocuo y carente de efectos secundarios que existe.

*La hipnosis implica una pérdida de la voluntad

FALSO. Si no hay voluntad por parte del paciente para ser hipnotizado no puede haber hipnosis. Es imprescindible la colaboración del paciente para que pueda inducirse la hipnosis, ya que es un trabajo de equipo de terapeuta y paciente.

*La persona hipnotizada se encuentra bajo el poder del hipnotizador

FALSO. Una persona hipnotizada posee intacta su capacidad de tomar decisiones y como ya hemos mencionado anteriormente no se puede romper el código ético o moral del paciente, por tanto la persona "obedecerá" lo que ella quiera y nunca en contra de su voluntad.

*El éxito del trance hipnótico se debe al "poder" del hipnotizador

FALSO. Cualquier persona puede hipnotizar si conoce y aplica correctamente las técnicas inductivas, ya que no existe ninguna "energía psíquica" ni "don" ni "poder" que sea específico de los hipnoterapeutas. Lo que sí es necesario son estudios y preparación para trabajar de forma seria y profesional, pero el éxito del trance se debe a la voluntad del hipnoterapeuta y por supuesto del paciente.

*Al salir del trance hipnótico no se recuerda nada de la sesión

Falso, ya que la mayoría de los pacientes recuerdan todo o casi todo lo que se les dijo durante la sesión.

Después de conocer más sobre estos mitos, se puede presentar la hipnosis como una técnica natural, controlable, eficaz y carente de peligros.




Inscrito en el Registro de Centros Sanitarios de la Comunidad Valenciana con el nº 12385
 
© 2017 Centro de Hipnosis Amets Castellón